• Conceptos ópticos

    Más que la suma de piezas preciosas

    La óptica es más que vidrio fino y mecánica precisa. Una selección entre más de 180 tipos de vidrio y un dispendioso cálculo de óptica, es lo que conlleva un concepto óptico. Su producto Carl Zeiss se basa en, por ejemplo, el brillante concepto FL, el concepto HD de neutralidad cromática o el concepto HT de luminosidad insuperada. Saque provecho de nuestra óptica y viva una experiencia visual sin par.

    Refracción de luz y dispersión cromática

    Cuando la luz incidente da diagonal en una superficie de cristal, cambia de dirección al cruzar el vidrio.

    Durante la refracción de la luz, pasa también algo estorboso: Cada uno de los colores es desviado diferentemente, por lo cual la luz blanca queda dividida en sus colores. Esta dispersión produce aberraciones cromáticas en partes de la imagen que sean ricas en contrastes y reducen la calidad de la ilustración. La consecuencia son imágenes de colores borrosos. Lo mismo sucede en la naturaleza, cuando los rayos del sol son divididos y reflejados en gotas de agua: El arcoíris muestra todos los “colores del espectro”, desde el azul-violeta, pasando por el verde, el amarillo, el naranja y hasta el rojo oscuro. ZEISS reduce este fenómeno, gracias a unos conceptos ópticos complejos – todo esto para una vivencia visual detallada.

    Índice de refracción y número Abbe

    El índice de refracción da información sobre la intensidad con la que la luz incidente es desviada de la dirección recta, al dar en la superficie de cristal. Al utilizar vidrios con alto índice de refracción, es posible corregir defectos visuales produciendo, por ejemplo, lentes de gafas llanas y finas. Con la elevación del índice de refracción, por natural aumenta la dispersión cromática, lo que causa un efecto negativo. La relación entre estas dos características de vidrio – Índice de refracción y dispersión cromática – se describe en el “número Abbe”. Un binocular considerado “de alta calidad óptica” posee un número Abbe alto.

    Por cierto, el nombre es debido a Ernst Abbe, que fue copropietario de la fabrica Carl Zeiss y famoso por sus trabajos científicos y su compromiso social.

    Más lentes contra defectos cromáticos

    El centro de una “lente divergente” es más fino que el borde, por lo cual reduce la mirada. La “lente convergente” es más gruesa en el centro que en el borde. Se puede utilizar como lupa y produce imágenes reales - ¡aunque no muy buenas!

    Cuando el óptico competente combina una lente divergente y una lente convergente de forma correcta, puede compensar los errores de una lente con los errores (inversos) de la otra. Este sistema de, al menos dos lentes, se llama “sistema acromático”. Para una imagen perfecta sin falsificaciones ópticas, son necesarias varias lentes, como por ejemplo el Victory 10x32 T* FL, que acumula once lentes mas prismas en cada lado. Así, podrá vivir la naturaleza en estado puro.

  • ZEISS HT

    La transmisión en el foco: ZEISS HT

    Una de las competencias principales de Carl Zeiss es conseguir transmisiones altas, para imágenes luminosas y detalladas. Todo empezó con el “método para aumentar la translucidez de piezas ópticas”, para el cual Carl Zeiss solicitó el patente en 1935. Ahí fue cuando sentó la base para la técnica de revestimiento.

    Considerando decisiva la luminosidad de imagen, que siempre ha sido muy importante, Carl Zeiss seguía lanzando novedades al mercado. Binoculares de caza ZEISS están provistos con los grandes prismas Abbe-König, que no necesitan una reflexión suplementaria absorbente y son considerados los sistemas de prismas de techo más luminosos.

     

    Durante muchos años, la luminosidad y el contraste máximo se definían a través de los binoculares Victory FL. A falta de alternativas, se tenía en cuenta la pérdida de algún porcentaje de luz, al pasar esta por los materiales de vidrio. Hasta que la SCHOTT AG (empresa fraternal de la fundación Carl Zeiss) desarrolló nuevos vidrios ópticos con el suplemento „HT” = High Transmission. Así es como nació la idea de los productos ZEISS HT.

     

    El diseño de óptica innovador con vidrios HT de SCHOTT, ZEISS HT, representa un rendimiento de transmisión hasta ahora nunca visto. Desarrollado para poder percibir detalles decisivos en el crepúsculo durante la caza. Los modelos SCHOTT HT además poseen todas las ventajas de los modelos FL, como por ejemplo lentes de fluorita para una corrección cromática y gran nitidez de imagen, capas T* desarrolladas, prismas de inversión luminosos y recubrimiento LotuTec® para una vista clara, no importa el tiempo que haga. Pero lo más importante: Con un 95% de transmisión, estos dispositivos luminosos sientan nuevas bases respecto al aumento en translucidez.

  • ZEISS HD

    ZEISS HD

    Vidrios seleccionados contra la aberración cromática

    El diseñador de óptica no solo optimiza combinando diferentes lentes, sino que aparte escoge preferentemente vidrios de mínima dispersión (denominación científica: „dispersión parcial anómala”). Estos a menudo se llaman „vidrios ED” = Extralow Dispersion.
    Los binoculares ZEISS CONQUEST HD poseen lentes de este vidrio. De ahí resulta una resolución altísima (HD = High Definition) y una reproducción cromática equilibrada. Los más mínimos detalles son ilustrados nítidamente y la naturaleza se enseña clara y con colores neutrales.

  • ZEISS FL

    ZEISS FL

    Brillante hasta en el detalle

    Hablando de la luz natural se habla de la luz "blanca", una mezcla de todos los colores del espéctro. Estos colores distintos son desviados de manera diferente al traspasar, por ejemplo una lente, un prisma o una gotita de agua. A esto, los expertos lo llaman "dispersión". A causa de la división de los colores resulta, por ejemplo, el arcoíris. Sin embargo, en ilustraciones ópticas este efecto no da buenos resultados, ya que provoca aberraciones cromáticas y borrosidades. En consecuencia, los detalles no tienen la misma nitidez.

    Sistemas ópticos, bien combinados

    El problema de las aberraciones cromáticas es solucionable mediante una combinación de lentes fabricadas de distintos vidrios. El así llamado "Acromático" , hoy por hoy es el estándar en la mayoría de aplicaciones de fotografía y observación, aunque no consigue la eliminación completa de las aberraciones residuales.
    Es la utilización de vidrios especiales con características de "dispersión parcial anómala", la que posibilita perfeccionar y optimizar la calidad de imágenes. Estos vidrios poseen de por sí una división mínima de los colores, en comparación con otros vidrios, al igual que los vidrios de fluorita. Ópticamente hablando son casi perfectos, aunque mucho más costosos y delicados de elaborar.

    El garante para un rendimiento extraordinario en reproducción y luminosidad de imagen

    No es solamente el material el que decide la calidad de la reproducción. Es la suma de distintos puntos en los sistemas ópticos, como la integración de vidrios de fluorita, las capas distintas etcétera, lo que al final resulta en el "concepto óptico FL" único de Carl Zeiss. El garante para un rendimiento extraordinario en reproducción y luminosidad de imagen.
    El rendimiento extraordinario de este concepto sobre todo se hace notar usando sistemas ópticos muy exigentes, con grandes objetivos y aumentos elevados, al igual que con amplios campos visuales. Por eso, el "sello de calidad FL" se encuentra exclusivamente en productos escogidos en el ambito de telescópios y binoculares, representando así la clase referencia en la óptica de observación.

Esta página web utiliza cookies. Las cookies son pequeños archivos de texto que las páginas web almacenan en su ordenador. El uso de cookies es habitual y ayudan a las páginas a optimizar y mejorar su presentación. Mediante el uso de nuestras páginas web usted acepta el uso de cookies. más